Hotel Ibis Moussafir Ouarzazate Descripción


Este hotel encantador dispone de habitaciones decoradas con gusto y
dotadas de todas las comodidades. Su equipo les acogerá con la
tradicional hospitalidad marroquí, participando a su paso por la "ciudad
blanca" a que su estancia séa agradable. Si lo deseán también pueden
reservar una sala de reunion. Se aceptán los animales. El hotel cuenta
con una piscina exterior de agua dulce, un restaurante principal que les
propondrá una cocina internacional y especialidades marroquies. En
cualquier momento del día verán que todos se acercán al Bar Ibis para
tomarse unos momentos de relajación.




A 200 metros del hotel, le dispensarán clases particulares de tenis.
Este hotel posée un marco excepcional, con una bella decoración y
arquitectura ademas de un ambiente muy relajado y un personal simpático.
Organización de excursiones interesantes desde el hotel.




Las habitaciones de este hotel le ofrecen todas las comodidades modernas
en un marco de lo más relajado : un verdadero remanso de paz en un lugar
ideal para el descanso. Están todas muy bien cuidadas y poseen una
decoración casi mágica. Son espaciosas, así como sus cuartos de baño :
grandes, limpios y equipados con calidad. Los balcones ofrecen vistas
inovidables de los jardines o las montañas. Dos habitaciones han sido
previstas para personas con movilidad reducida.



Comprueba ahora la disponibilidad

Servicios

Hotel

  • 24 horas recepción
  • Accesos adaptados
  • Cambio de moneda
  • Discoteca
  • Piscina interior

Habitación

  • Camas dobles
  • TV

Actividades y ocio

  • Buceo
  • Gimnasia acuática

Restauración

  • Almuerzo
  • Bar
  • Comida dietética
  • Desayuno Buffet
  • Restaurante(s)

Información útil

Cómo llegar


Este hotel con su ubicación privilegiada, a unos minutos del centro de
la ciudad y de la mítica Kasbah de Taourirt y a 15 minutos del
aeropuerto de Ouarzazate, es el lugar ideal para compaginar
descubrimiento y descanso. Autobúses y taxis están disponibles para
facilitar sus traslados por la ciudad. Merécen su visita : el lago de
retención de la presa Mansour Eddhabi y las montañas áridas, con sus
colores variables, del Anti-Atlas.




El establecimiento está situado cerca de la kasbah de Taourirt que como,
todas las Kasbahs de Marruecos, ya séan grandes o pequeñás, sirven de
protección contra el enemigo. El conjunto nos hace recordar la
fastuosidad de la época de los Pachas de Ouarzazate, ciudad que hoy se
ha convertido en un gran centro de rodaje de peliculas. En este
laberínto de estancias y escaleras de origen, cada año se desarolla un
festival folclórico de cantes y bailes Ahwach.

Publicidad
Publicidad